La Cámara se manifiesta a favor de la puesta en marcha de Puertos Secos en la provincia

285

El Comité Ejecutivo de la Cámara, reunido presencialmente hoy, ha acordado por unanimidad respaldar una declaración del Presidente de la Cámara, Juan Riera, a favor de la realización de uno o varios puertos secos en la provincia, argumentando que éste es el momento ideal por las circunstancias que se especifican seguidamente.  

“La próxima puesta en marcha del Corredor Mediterráneo en la provincia de Alicante ofrece la oportunidad de aumentar la competitividad empresarial ante la reducción de costes que aporta la intermodalidad carretera-ferrocarril en el transporte nacional pero, sobre todo, internacional. A tal efecto, la Cámara de Comercio de Alicante apuesta por la ejecución de puntos de intercambio de mercancías -puertos secos- entre ambos modos de transporte para llevar a cabo esa transferencia. La puesta en servicio del Corredor Mediterráneo en 2023 debe acompañarse de la correspondiente ejecución de estos puertos secos ya que no podemos seguir esperando y que el tren pase otra vez de largo. 

En la provincia se han propuesto diversas zonas con capacidad para albergar estas estaciones ferroviarias ligadas al Corredor Mediterráneo. En este marco, los condicionantes que deben reunir estos puertos secos se podrían resumir en técnicos (necesidades ferroviarias), de planeamiento (disponibilidad de suelo anexo industrial-logístico y existencia previa de usos logístico donde apoyarse), compatibilidad ambiental y, por supuesto, una elevada accesibilidad a la red de carreteras, especialmente autovías y autopistas. 

Tras este análisis preliminar, se debe demostrar la viabilidad económico-financiera del puerto seco bajo un esquema de participación privado-pública y se debe determinar la inversión pública complementaria para alcanzar un mínimo de rentabilidad privada. Así, esta segunda parte debe comenzar con un estudio de cargas en base al área de influencia del puerto seco y los ingresos y costes para el operador logístico. 

Demostrada la viabilidad financiera, el paso final consiste en la formulación del modelo de explotación, básicamente una concesión, y el financiero, detallando las aportaciones y plazos tanto para el sector público como para el privado. 

Por fortuna, en la provincia son varias las zonas que reúnen las características antes mencionadas para la implantación de uno o varios puertos secos, por lo que cabría poner encima de la mesa las bondades y resultados financieros de cada uno de ellos a fin de que mostremos al mercado las posibilidades de inversión y rentabilidad empresarial en la provincia, de lo cual se beneficiarán tantas empresas alicantinas por la reducción significativa de sus costes de transporte. También será beneficiado el Puerto de Alicante puesto que, además de favorecer su intermodalidad, en uno de estos espacios se le podrá dotar de suelo logístico complementario, lo cual resulta complicado en el entorno portuario por su ubicación prácticamente urbana.  

Además, la reciente aprobación del programa europeo “Next Generation EU” y su correspondiente dotación de fondos para movilidad sostenible en el ámbito de las mercancías, hace que nos encontremos en un momento idóneo para que estas estaciones ferroviarias cuenten con financiación europea.